En estas horas se avanzó y mucho para que Franco Soldano sea negociado al Olympiacos de Grecia. El goleador ya dio el visto bueno y quiere jugar en el fútbol griego y Unión está urgido por vender.

Además, el contexto hace que las gestiones se aceleren ya que el delantero no renovó contrato con el Tate y en seis meses se quedaría con el pase en su poder. Si bien siempre manifestó intención de extender el vínculo, el mismo nunca se firmó.

La dirigencia rojiblanca se ve obligada a negociar a Soldano y en este caso no tiene demasiado margen de maniobra. Sabe que las condiciones cambiaron respecto a los mercados de pases anteriores y es por eso que intentará sacar el mayor rédito que claramente no será el que pretendían con anterioridad.

En las próximas horas quedará definido el acuerdo y el propio presidente Luis Sphan admitió este miércoles en un medio de Grecia que el acuerdo está muy avanzado y que existían mínimos detalles para concretar la operación.

En un primer momento se habló de que a Unión le quedarían 1.500.000 euros por el total de la ficha, recordando que el Tate posee el 75% de los derechos económicos.

Sin embargo, luego se mencionó que la operación se podría cristalizar de la siguiente forma: Unión percibiría 1.000.000 de euros limpios, pero retendría un porcentaje del pase y además Olympiacos le firmaría una plusvalía del 20% en caso de una futura venta.

De esta manera, es factible que en los próximos días Soldano viaje a Grecia para sumarse al plantel que conduce el portugués Pedro Martins. Este interés del club griego no es nuevo dado que ya hacía un año que venían siguiendo a Soldano y ahora pudieron concretar el objetivo.