Emilio Monzó
En una sesión especial, el presidente de la cámara baja felicitó a su par y al senador por la victoria en las elecciones. 

Tras una sesión especial de la Cámara de Diputados, su presidente tuvo un gesto que no pasó desapercibido. Saludó a la legisladora Alejandra Rodenas, vicegobernadora electa y a Omar Perotti, por la elección del domingo 16.

No fue a los únicos que saludó. Mientras se sucedían los aplausos felicitó al gobernador electo de La Pampa, Sergio Ziliotto y a los próximos intendentes de Córdoba, Río Grande y General Roca (Martín Llaryora, Martín Pérez y María Emilia Soria).

En la sesión se había aprobado la designación de Marisa Graham como Defensora de Niños. La abogada fue elegida entre más de 63 nombres. Los grupos “celestes” se oponen por su postura a favor del aborto legal, pero ahora lo debe refrendar el Senado.

El gesto final de Monzó, de saludar a los peronistas ganadores de elecciones, provocó el aplauso de los diputados del PJ, pero el desconcierto en la bancada oficialista. No dudan que sea un pase de facturas al Gobierno que él representa, por las listas que armó en gran medida Marcos Peña, sin dejarlos tener injerencia.