Reinauguraron la Biblioteca Argentina, pero funciona a medias

A casi tres meses de su remodelación, todavía no se prestan libros, falta instalar mobiliario y poner en funcionamiento el sistema informático.

Tradicional fachada de la Biblioteca Argentina Juan Alvarez

A casi tres meses de haber reinaugurado su nuevo edificio, con más de 5 mil metros cuadrados renovados y otros mil de nuevos espacios, la Biblioteca Argentina Juan Alvarez espera aún contar con algunos de sus servicios básicos, como el préstamo de libros y la inscripción de nuevos asociados. “Es una bilblioteca en proceso”, afirmó su subdirector, Federico Tinivella, y admitió que todavía falta la instalación de mobiliario, sistemas informáticos y la colocación de los materiales —libros y colecciones periódicas— en sus estanterías.

El edificio renovado, con un corte de cintas donde participaron todas las autoridades de la ciudad y la provincia, apenas sí tiene funcionando la sala de lectura, el espacio infantil con ingreso por Santa Fe y un salón de usos múltiples, donde se están llevan adelante actividades especiales.

Los trabajos, que implicaron una inversión de 200 millones de pesos, llevaron 18 meses de obra. Sin embargo, la atención al público se suspendió antes del inicio, en junio de 2018, para embalar y trasladar todos los ejemplares que componen la colección y mantenerlos a resguardo, así como también se removió todo el mobiliario para llevar adelante la restauración de uno de los espacios clave del histórico edificio, que es la sala de lectura, de valor patrimonial.

El corte de cinta se llevó adelante el último fin de semana de mayo, no sólo con actos protocolares donde participaron el gobernador Milguel Lifschitz y la intendenta Mónica Fein, sino además con actividades culturales gratuitas para adultos y chicos, que se desarrollaron desde el viernes hasta el domingo.