El presidente de Francia, Emmanuel Macron, afirmó este jueves que los incendios que arrasan parte del Amazonas suponen “una crisis internacional” que, aseguró, se tratará con urgencia durante la cumbre del G7 en Biarritz.

 

“Nuestra casa arde. Literalmente. El Amazonas, el pulmón de nuestro planeta que produce el 20 % de nuestro oxígeno está ardiendo. Es una crisis internacional. Miembros del G7, nos vemos en dos días para hablar de esta urgencia”, escribió el presidente francés en su cuenta de Twitter, informó Efe.

La reacción del dirigente francés llegó poco después de la del secretario general de Naciones Unidas, António Guterres, que hoy dijo también en la misma red social: “En medio de una crisis climática internacional, no podemos permitir que se produzcan más daños en una importante fuente de diversidad y oxígeno”.