La entidad informó que modificará las metas de la base monetaria para contemplar un crecimiento del 2,5% mensual en septiembre y octubre. A su vez, decidió elevar en septiembre el piso de la tasa de las Leliq a 78% desde el actual 58%. Y agregó que lo bajará a 68% en octubre.

El Banco Central decidió hoy aumentar 2,5% la Base Monetaria para septiembre y octubre. Esto debido a la mayor necesidad de dinero del mercado, informó la entidad. La decisión fue adoptada por el Comité de Política Monetaria (Copom). Así informó el BCRA a través de un comunicado de prensa.

El análisis del Copom apuntó a que “la aceleración de la inflación producida por la depreciación del peso implica una reducción en la oferta real de dinero. Mientras que el nuevo régimen cambiario permite proyectar una demanda real de dinero sostenida”.

“A fin de evitar una contracción monetaria excesiva, en un contexto que ya presentaba una liquidez ajustada, se requiere actualizar las metas de base monetaria originalmente establecidas”, destacó la entidad que dirige Guido Sandleris.

Proyecciones

En línea con las proyecciones de demanda de dinero del BCRA, “las nuevas metas contemplan un crecimiento de la base monetaria de 2,5% mensual en septiembre y octubre”.

En el caso de septiembre, la variación se considera respecto de la meta bimestral de julio-agosto. Quedando la meta de base monetaria para el corriente mes en $1,377 billones.

“Estas metas serán ajustadas de acuerdo a las operaciones cambiarias netas que realice el BCRA desde la fecha de publicación de este comunicado”, agregó.

Metas

La entidad también dejó en claro que “las metas de base monetaria anunciadas se establecen en un contexto en el que las proyecciones de demanda de dinero pueden perder precisión”.

En consecuencia, “para garantizar el carácter contractivo de la política monetaria, el Copom juzga necesario aumentar el límite inferior para la tasa de interés de las Letras de Liquidez (Leliq) del 58% actual a 78% en septiembre, durante el pico inflacionario”.

En octubre

Para octubre, este límite se establece en 68%, de manera consistente con las proyecciones del mercado respecto a una desaceleración en la tasa de inflación”.

El Copom “considera que estas medidas permitirán sostener una tasa de interés real positiva y retomar el proceso de desinflación a partir de octubre”.

Estas resoluciones fueron adoptadas “con la aprobación unánime de las personas que conforman el Copom”. Integrado por el presidente Guido Sandleris, el vicepresidente Gustavo Cañonero, la vicepresidenta segunda Verónica Rappoport. También el director designado por el Directorio del Banco Central Enrique Szewach y el subgerente general de Investigaciones Económicas Mauro Alessandro.