El presidente Mauricio Macri continuó su gira de campaña con la marcha del “Sí se puede”. Fue en Paraná, tras participar del primer debate presidencial previo a las elecciones del 27 de octubre.

 

“Yo no les digo desde ningún atril qué es lo que tienen que pensar, los dejo vivir con libertad”, dijo el mandatario, dándole continuidad a los cruces que había tenido con Alberto Fernández el domingo por la noche, en la Universidad Nacional del Litoral.

“No les digo a los periodistas qué tienen que preguntar o a los jueces qué tienen que decidir”, agregó el jefe de Estado durante su exposición ante los militantes, en una nueva edición de las movilizaciones que realiza por todo el país y que es el eje de su campaña electoral para buscar la reelección.

Macri encabezó el acto en el monumento a Justo José de Urquiza, tras haber convocado con la frase “¡Vamos Entre Ríos! Nos vemos ahí”, a través de sus redes sociales, para que los vecinos lo acompañaran en su tercera visita a la provincia del litoral. El 3 octubre pasado, el Presidente llevó la campaña a las ciudades de Basavilbaso, Concepción de Uruguay y La Paz.

En la capital entrerriana, remarcó que en un eventual segundo gobierno vendrá “la creación del empleo y la mejora del salario” y planteó: “¿Cómo no vamos a poder arreglar la economía? Claro que vamos a poder”.

A su vez, hizo otra alusión al debate del domingo al dirigirse a los jubilados luego de que el postulante opositor del Frente de Todos dijera que “los abuelos no tienen celulares”. “¿Nuestros abuelos tiene celulares? No los escucho… claro que tienen celulares, también tienen corazón y fuerza, todo eso tienen los abuelos”, afirmó Mauricio Macri.

Luego de participar del debate presidencial en la Universidad Nacional del Litoral, el mandatario pasó la noche en Santa Fe junto a su esposa, Juliana Awada, que este lunes a la tarde como en todas las caravanas del “sí se puede” acompañó a su marido.

“Se puede dar vuelta la elección. Tenemos que fiscalizar con firmeza, usando las redes. Este es nuestro país y queremos un futuro mejor para todos nosotros“, cerró Macri en Paraná, donde estuvo junto al ministro del Interior, Rogelio Frigerio, y al senador entrerriano Alfredo De Angeli.