El gobernador de Santa Fe, Miguel Lifschitz se reunió junto a la ministra de la Producción de Santa Fe, Alicia Ciciliani, con Daniel Arroyo, quien sería el próximo ministro de Desarrollo Social de la Nación, para poner a disposición la experiencia de dos programas concretos, que fueron políticas públicas de éxito en la provincia, como son el Plan Acunar y el Nueva Oportunidad.

 

El encuentro se dio en la Casa de Santa Fe, en Buenos Aires. El gobernador le presentó a Daniel Arroyo dos proyectos que se desarrollaron exitosamente en la provincia de Santa Fe. Estos son el Plan Acunar y el Nueva Oportunidad, ambos del área social.

“Creemos que podrían ser muy valiosos para implementarlos en esta coyuntura a nivel nacional” dijo Lifschitz.

El mandatario provincial comentó que la reunión fue muy “franca” y agregó que “compartimos los diagnósticos de las distintas realidades sociales, principalmente ne la grandes ciudades de la Argentina”.

En relación a esto, Lifschitz remarcó la “necesidad de implementar medidas efectivas para combatir la pobreza y para combatir el hambre”.

Las dos propuestas que llevamos son proyectos que hemos desarrollado en Santa Fe. Uno de ellos es el Programa Nueva Oportunidad, destinado a jóvenes de 15 a 30 años en situación de vulnerabilidad social o de conflicto con la ley. Este plan abarca a más de 18 mil jóvenes y se viene desarrollando hace varios años”.

“El segundo es la fabricación de una leche fortificada, preparada especialmente en edad de lactancia y hasta los 3 años y madres embarazadas. Con el objetivo de poder darles una leche en estado líquido que le brinde todos los elementos indispensables para una buena nutrición en esas etapas de la vida . Y para poder proveérselo a todos los niños y mamás embarazadas en situación de pobreza y vulnerabilidad social a lo largo y a lo ancho de toda la Argentina” finalizó el gobernador.