Después de que el año pasado muchos argentinos tuvieron que poner en suspenso su hábito de vacacionar en playas uruguayas, parece que este verano vuelve a ser posible cruzar el charco. “Uruguay es un país tranquilo y amable, donde el argentino es considerado como un hermano, así que ante la difícil situación que se está viviendo hemos generado beneficios especiales tanto a nivel público como privado para ser turísticamente competitivos”, manifestó Juan Martínez, presidente de la Cámara Uruguaya de Turismo. El país charrúa vuelve a estar más cerca con precios muy convenientes.

Efectivo y tarjetas

Lo primero es lo primero: no es indispensable tener dólares para viajar a Uruguay. Se puede pagar con tarjeta (débito y crédito) y el gasto se debita en pesos al cambio oficial.

Hay interesantes ahorros en impuestos y promociones por abonar con plásticos, como ocurre con la gastronomía, donde descuentan el IVA (22 %), que se refleja en el mismo ticket.

Se sugiere usar los cajeros automáticos para retirar dinero en efectivo y en moneda uruguaya, dado que es la cotización oficial, siempre menor que en las casas de cambio. Hay que solicitarle al banco que habilite la tarjeta para operar en el exterior (en muchos casos se puede hacer online).

Otro punto es que se pueden hacer compras en supermercados por Internet desde la Argentina, en pesos y en cuotas. Luego se las retira en Uruguay o se llevan al domicilio que se indique.

Transporte y peajes

Si viajamos en barco, se pueden adquirir los pasajes y alojamientos con tarjeta en pesos y cuotas. Y si trasladamos el auto en ferry, hay beneficios en el pago de peajes.

Si nos movemos en vehículo, hay un 24 % de descuento en combustibles en las estaciones de servicio ubicadas a un máximo de 20 km de los pasos de frontera.

Para quien viaja desde Buenos Aires, el paso más conveniente es el de Gualeguay-chú (200 km menos que Colón). Tomar la RP 14 hasta Gualeguachú, ahí la 236 y, ya en Uruguay, la 2. Quienes vayan a la zona de Montevideo (585 km desde la Ciudad Autónoma de Buenos Aires), en Cardona deberán continuar por la 2, y quienes sigan a Punta del Este, por la 12, 23, 11 y 9 (695 km desde la Ciudad Autónoma de Buenos Aires).
Hasta Montevideo hay dos peajes; hasta Punta del Este, cuatro; y hasta Punta del Diablo, cinco. Todos cuestan lo mismo: $ 140 argentinos.
Alojamientos y compras

Desde el 15 de diciembre habrá 300 productos que figurarán en la “canasta turística” que dispuso el Gobierno para todas las regiones de veraneo. Y estarán disponibles en los supermercados.

Hay alojamientos que mantienen el 3×2 y el 4×3 en estadías. En hotelería el IVA es 0 % (ya está descontado) y los precios terminan siendo muy convenientes. Además, pagando con tarjeta el alquiler de inmuebles y autos, se obtienen importantes descuentos (10,5 %).
Los alojamientos varían mucho según zona y categoría, pero habrá hoteles de tres estrellas con desayuno que cobrarán unos $ 2.000 argentinos por día; y cabañas con buen servicio y cerca de la playa a U$S 100 por día.

Turismo de compras: además de haber descuentos con tarjetas, el régimen Tax Free (14,5 %) amplió el número de productos involucrados.