El pasado lunes en Mendoza se vivieron momentos de gran tensión en la marcha contra la modificación de la ley 7.722. Los cambios en la misma permiten el uso de sustancias químicas como cianuro y ácido sulfúrico, algo que la ley 7722 previamente prohibía.

A pesar del rechazo a las modificaciones y de la represión que sufrieron los manifestantes, el gobierno provincial promulgó las modificaciones aprobadas en la Legislatura el viernes pasado.

Leer más: Mendoza: incidentes y represión en una marcha contra la megaminería

En este contexto, se conocieron varias opiniones, como la del propio presidente, el ministro de Ambiente y el sector empresarial.

Posiciones 

El presidente Alberto Fernández se reunió este lunes con la senadora nacional por el Frente de Todos por Mendoza, Anabel Fernández Sagasti, para “interiorizarse” sobre las movilizaciones y protestas.

El Presidente indicó que la reunión de dos horas se generó para que la senadora mendocina pudiera explicarle “qué es lo que está pasando” en Mendoza. “Sé que es un conflicto de la provincia pero me preocupa la tensión social”, expresó Fernández.

El ministro de Ambiente de la Nación, Juan Cabandié, dijo que “la competencia en materia de explotación minera es exclusivamente provincial”. Y aclaró que el Gobierno nacional “no interviene en la materia, solo puede extremar su recaudo a favor de que esa actividad se realice con acuerdo social y con preservación del ambiente”, dijo el camporista.

Por su parte, el gobierno de Mendoza de Rodolfo Suarez destacó que la ley “quedó abierta la posibilidad de diversificar la matriz productiva”. Y destacó que será” bajo estrictos controles que garantizan la protección del agua y del medio ambiente”.

El arzobispo de Mendoza, monseñor Marcelo Daniel Colombo, también sentó posición a favor de los manifestantes y le escribió una misiva a Suárez pidiéndole que deje sin efecto la medida.

Producción

Un cálculo de la Cámara Mendocina de Empresarios Mineros (Camem) estimó los recursos que se podrán extraer. Los proyectos que podrían avanzar a partir de la aprobación de las modificaciones legales son Sierra Pintada (uranio), San Jorge (cobre y oro), Don Sixto (oro, ubicada entre San Rafael y Malargüe), Paramillos (plomo, plata y zinc), Elisa (cobre), Hierro Indio (hierro) y Paramillos Sur (cobre).}

Leer más: Masivas marchas en Mendoza por la modificación de la ley minera

Desde la Camem explicaron que en los primeros cinco años, y con siete minas en producción, podrían generarse u$s 1.215 millones. Esto incluye consumos en bienes y servicios por u$s 456 millones. Y otros u$s 342 millones en producción, por el compre local, informa Ámbito Financiero.

En cuanto a la recaudación del Estado, la carga tributaria directa anual alcanzaría los u$s 114 millones. Y si se consideran los encadenamientos productivos, la recaudación para la provincia sería de u$s 213 millones.