El presidente, en 2017 puso en duda la teoría del suicidio de Nisman. Hoy piensa distinto.

La serie que estrenó la plataforma digital Netflix causó revuelo y repercusiones. Se trata de un documental acerca de la muerte del fiscal Alberto Nisman, ocurrida el 19 de enero de 2015.

Entre los más de 60 entrevistados se destacan el ex agente de inteligencia Antonio “Jaime” Stiuso, el actual presidente Alberto Fernández, el equipo de peritos de Gendarmería, el ex jefe de la CIA en Buenos Aires Ross Newland y la fiscal Viviana Fein.

En 2015, el ahora presidente Alberto Fernández había criticado el memorándum con Irán e incluso cuestionado la decisión del juez Daniel Rafecas de archivar la denuncia de Nisman por encubrimiento.

En el documental, su posición es más ambigua y cuenta qué le dijo a Nisman: “Mirá, el problema que tengo con tu denuncia es que no conozco en qué se funda”. Sobre la muerte del fiscal, Fernández afirmó: “Hasta el día de hoy dudo que se haya suicidado”. La entrevista que forma parte del documental fue realizada en 2017.

Alberto Fernández aparece en la serie de Nisman: “Dudo que se haya suicidado”

Contrariamente a la versión de hace dos años, Fernández manifestó al diario Clarín “hasta hoy las pruebas acumuladas no dan lugar a pensar en que hubo un asesinato” del fiscal Alberto Nisman​. Considera que “lo único que contradice” esas pruebas que dan a entender que se trató de un asesinato, “fue una pericia de Gendarmería que parece carecer de todo rigor científico”.

Fernández insistió en que la nota se hizo hace dos años atrás y justificó su doble discurso: “Yo soy un abogado y ante una muerte como esa siempre me permito dudar. Sin embargo siempre dije que esa duda me llevaba a afirmar la teoría de la novela policial. ‘Dime quién se beneficia con el crimen y te diré quien es el asesino”.