Las autoridades declaran que el móvil del robo sería el cobre de los cables.

Durante la jornada de ayer, delincuentes vandalizaron cables de media tensión que van paralelos al Puente Carretero. Estos abastecen a algunos sectores de la ciudad de Santo Tomé. Según la empresa, intentaban robarlo para quedarse con el cobre y venderlos en el mercado negro.

Estos cables parten desde la Estación Oeste de la EPE (que están en Santa Rosa de Lima) y llegan a dos distribuidores que están en Santo Tomé.

Por estas horas, trabajadores de la EPE realizan tareas de reparación sobre el Puente Carretero. Esto implica que estará habilitada una sola mano.

El vocero de la EPE, Hugo Ceré, indicó al Santotomesino: “es indispensable hacer esta reparación porque se vienen días de mucho calor con alta demanda. Lamentablemente,en los últimos días sufrimos varios de estos casos en distintos puntos de la provincia”