Foto: El Litoral

El miércoles pasado el mediodía, la Policía halló el auto Toyota Corolla con el que los delincuentes habrían huido, tras dispararle a Hugo Oldani, en un intento de asalto.

Horas más tarde, un joven de 25 años se presentó en la Seccional 16º de Recreo y dijo ser el dueño del vehículo.

En su denuncia dijo haber llevado a una pareja al centro, precisamente a calle La Rioja al 2400 ya que “suele hacer viajes de ese tipo”.

El joven contó que luego de unos minutos, escuchó “una especie de dotación” y la pareja volvió a subir al auto y bajo amenazas con un arma de fuego lo obligaron a conducir hasta la zona noroeste de la ciudad. También agregó que los delincuentes lo amenazaron de muerte si contaba algo.

Por otra parte, el joven declaró que el vehículo está a nombre  de dos personas: de él y de su hermano. La Policía investigó los datos del hermano y corroboró que se trata de un empleado del servicio penitenciario que al momento del asalto cumplía funciones.

Leer también: Santa Fe: asesinaron a un empresario de turismo en el centro de la ciudad

Sin detenidos 

El joven admitió haber participado de alguna manera en el hecho delictivo. Sin embargo, la fiscal que atiende la causa, Cristina Ferraro no dispuso la detención del joven. Y la causa aún sigue sin detenidos.