El dueño del negocio atacado a balazos el sábado por la noche estuvo involucrado en una causa por narcotráfico. En la misma, se investigó una banda integrada por Facundo “Macaco” Muñoz, uno de los tres juzgados por el asesinato del “Pájaro” Cantero. 

Una trama narco rodea el bar Alabama, baleado el sábado por la noche en Riccheri y Güemes, en el corazón de Pichincha. El propietario del bar está involucrado en una causa de narcotráfico junto a uno de los tres juzgados por el crimen de Claudio “Pájaro” Cantero. Uno de los titulares anteriores está arrestado tras un operativo policial cinematográfico en España y Rioja, pleno centro de Rosario. Esto, terminó con el secuestro de 13 kilos de marihuana.

El hecho

Alabama estaba cerrado el sábado pasado, cuando personas en un BMW dispararon en varias oportunidades contra la fachada. Un inmueble lindero recibió un impacto de bala en ese ataque. No hubo personas heridas y según se pudo saber, ese bar fue clausurado porque no contaba con habilitación y tenía varias infracciones. Un vehículo de similares características fue secuestrado este martes en Constitución y Virasoro.

Pichincha: balean desde un auto blanco dos bares

Al momento de la inspección municipal, una persona se presentó como responsable del bar: Matías H. Es un joven que estuvo detenido ocho meses aproximadamente por una causa federal de narcotráfico. En la misma, el juez federal Marcelo Bailaque lo procesó como integrante de una banda narco presuntamente también conformada por Facundo “Macaco” Muñoz. El joven fue apresado en marzo de 2016 en un procedimiento que fue denominado “Operativo Guaraní”, donde se secuestraron 100 kilos de marihuana que estaban en un utilitario que venía de Corrientes.

“Macaco” Muñoz fue juzgado por el asesinato de Claudio “Pájaro” Cantero, líder de la banda Los Monos. Junto a Luis “Pollo” Bassi y Milton Damario. Los tres resultaron absueltos.

Titular del bar

Matías H. es pariente de un ex referente de la barra brava leprosa, que estuvo enemistado con Roberto “Pimpi” Caminos.

Antes de Matías H., la titularidad del bar estuvo a nombre de una persona identificada como E. V. Y antes de esa persona figuró Gustavo P., el único que quedó detenido tras el operativo de película que realizó la Policía de Seguridad Aeroportuaria (PSA) en una estación de servicio de España y Rioja, donde se incautaron unos 13 kilos de marihuana. Las tres personas que fueron arrestadas con Gustavo P. fueron liberadas.