En pocas horas, el Instituto Médico Legal recibió los cuerpos de tres mujeres. Dos habían sido atacadas a balazos y la otra, sin identificar, mutilada y arrojada al arroyo Saladillo.

Desde la institución hicieron hincapié en la simultaneidad y en lo macabro. Su directora, Alicia Cadierno, expresó que es preocupante “la violencia social que ataca a las mujeres”.

Leer también: Macabro: siguen apareciendo restos de una persona mutilada en el arroyo Saladillo

En diálogo con Rosario3, Cadierno destacó el hecho de que ayer coincidieran en su mesa de trabajo tres cadáveres –uno de ellos desmembrado– de mujeres jóvenes y de mediana edad. “Ayer no sólo recibimos un cuerpo mutilado de mujer, también a dos chicas asesinadas con suma violencia”, sostuvo sobre los tres casos que sacudieron a la ciudad este martes. El hallazgo de restos de una mujer flotando en el Saladillo y los crímenes de Daiana Paiva y Agustina Thomson, presuntamente conectados.

Asesinato brutal

Los restos de la mujer fueron encontrados por pescadores en el arroyo. “Tenemos un cuerpo casi completo, ya se le hizo una pericial odontológica y se tomaron huellas digitales. Con esto, se puede hacer una comparación con el registro nacional de personas. Hoy quizás podamos tener una definición de su identidad si se pueden cotejar esta información”, planteó.

Leer también: Quién era Agustina y por qué su nombre era conocido

Lo que se pudo observar es que se evidencian golpes en el rostro de una mujer que tendría entre 40 y 50 años. No hay marcas específicas, ni tatuajes, cicatrices o lunares.

Fue desmembrada antes de ser arrojada al agua con la idea de facilitar su desaparición, para poder desprenderse del cadáver. Trasladarlo entero es complicado”, deslizó la profesional.