Carolina Stanley y Dante Sica
Stanley y Sica brindaron una conferencia luego de que el Indec informara el dato del primer semestre. “Reducir ese número sigue siendo una prioridad”, dijo la ministra de Desarrollo Social.

 

Luego de que el Indec anunciara que el índice de Pobreza aumentó al término del primer semestre más de 8 puntos en un año para llegar al 35,4%, Carolina Stanley y Dante Sica brindaron una conferencia de prensa en el Ministerio de Desarrollo Social.

“Los resultados no son los que esperábamos”, afirmó la funcionaria.

“Reducir la inflación es un factor clave que tenemos para adelante”, resaltó la ministra. En la sede de su cartera, junto al ministro de Producción y Trabajo, Stanley dijo que el Gobierno “trabaja constantemente en los barrios para atender” las necesidades de las familias más humildes.

“Los resultados no son los que esperábamos. Nuestro norte es reducirla y trabajamos todos los días”, señaló la funcionaria nacional a la hora de hacer un balance de la gestión. Sin embargo, también resaltó que “en estos años no nos quedamos sólo mirando la pobreza por ingresos, sino que trabajamos en lo estructural”.

Por su parte, Dante Sica sostuvo que la Casa Rosada “hace autocrítica cotidianamente” y trata de “corregir los errores para superarlos”.

“Trabajamos para mejorar esas condiciones estructurales (cloacas, transporte, educación). Cuando salgan los nuevos índices deberíamos ver una mejora, porque estas situaciones estructurales, que no se medían antes y se miden ahora”, van a impactar, indicó el funcionario.

El 35,4% que informó el organismo estadístico implica un incremento de 8,1 puntos respecto a la medición de ese mismo período de 2018.

De acuerdo a especialistas, el impacto que tuvo la aceleración inflacionaria sobre los ingresos de los hogares empujó a más familias bajo la línea de pobreza. El salto en la medición de pobreza es el más alto desde la crisis de fines de 2001, que impactó en los indicadores sociales de 2002.