El expresidente de Brasil, Luiz Inácio Lula da Silva (2003 – 2010), se reunió hoy por la tarde en el Vaticano con el Papa Francisco. Según trascendió, el encuentro, que duró caso una hora, permitió que ambas personalidades conversen acerca de la situación socioeconómica del mundo.

Leer también: El Papa Francisco se comunicó con la familia de Fernando

Lula da Silva, que se encuentra desde ayer en Roma, ingresó al Vaticano a bordo de un monovolumen gris por la puerta del Perugino, que da acceso a la Casa Santa Marta, la residencia del pontífice.

Asimismo, desde el Partido de los Trabajadores (PT) informaron que la reunión de Lula con el Papa se produjo por la intermediación del presidente argentino, Alberto Fernández, quien estuvo en el Vaticano el pasado 31 de enero.

Actualmente, el exjefe de Estado de Brasil se encuentra en libertad provisional, aunque estuvo en prisión 580 días. Lula está condenado en dos procesos por corrupción y tiene otras siete investigaciones abiertas en su contra.

Leer también: Alberto Fernández, tras la reunión con el Papa: “Lo vi preocupado por el pueblo argentino”

El expresidente brasileño fue condenado a 8 años y 10 meses por corrupción pasiva y blanqueo de capitales, luego de haber sido declarado culpable por recibir un apartamento a cambio de favores políticos.