La firma digital se convirtió en una herramienta esencial para estos nuevos tiempos

Más de 2 mil empresas la han solicitado desde principios de 2019 dentro de la provincia de Santa Fe, como así también organismos estatales, gremios y, ahora, la medicina.

En tiempos de pandemia, donde las actividades presenciales se han restringido, la firma digital surgió como un bálsamo en el mundo de las operaciones. Ella es una herramienta técnico-jurídica que permite garantizar la autoría, autenticidad, integridad y validez legal de la firma de una persona física o jurídica en un documento. Para ello, utiliza una criptografía asimétrica, lo que permite vincular e identificar fehacientemente al firmante.

Este recurso facilita el reemplazo de la documentación en papel por su equivalente en formato digital, permite reducir los costos de la gestión documental a un 15 por ciento de presupuesto, evita tiempos de desplazamiento del personal, además de eliminar el papel, los tiempos de impresión, distribución, control y archivo, lo que se traduce en horas de trabajo recuperadas para la productividad.

Juan Aicardi, de Buró Group, empresa de referencia en el sector, explicó a Sin Mordaza TV que la firma digital se ha vuelto un recurso muy importante desde el comienzo del aislamiento preventivo, social y obligatorio en nuestro país, ya que ha posibilitado la realización de transacciones y todo tipo de actividades sin la necesidad de presencia física.

A fin de garantizar la seguridad del firmante, Aicardi señaló que “se exige una serie de documentación muy simple: se toman los datos biométricos, la huella digital, se saca una foto y se otorga a cada cliente un usuario y contraseña, junto a un token de seguridad, para luego firmar un documento que tendrá el valor de declaración jurada que permitirá firmar un contrato, un recibo de sueldo o cualquier tipo de documentación legal con el mismo valor legal que si fuera delante de un escribano de puño y letra”.

En la actualidad, dentro de la provincia de Santa Fe, más de 2 mil empresas han solicitado su firma digital desde principios de 2019, mientras que Buró Group, ha registrado no solo a abogados, contadores y médicos, sino también a distintas instituciones y compañías.

La herramienta, que tiene una validación bianual a un costo muy bajo, rompe las barreras del espacio y el tiempo, ya que “se puede firmar un documento en cualquier parte del mundo y ahorrar trámites burocráticos muy grandes. La firma digital se ha vuelto muy importante en estos tiempos de pandemia, donde las actividades cara a cara se han visto restringidas”, indicó Aicardi.

Cabe señalar que Buró Group es la única Autoridad de Registro delegada por ENCODE en la provincia de Santa Fe con distintos puntos de atención. Para mayor asesoramiento www.buro-group.com.ar